El urbanismo de Fernando M. García-Ordóñez

Escrito por en jul 13, 2018 en Un interiorista en Dénia | Añadir comentario
El urbanismo de Fernando M. García-Ordóñez

Formado en la Escuela de Madrid este arquitecto fue el impulsor y artífice de la Solución Sur tras la trágica riada de 1957 e introdujo la primera concepción supramunicipal del territorio, la Gran Valencia. Su principal aportación fue la búsqueda de una ordenación integral del área metropolitana que apuesta por las infraestructuras y la descentralización (anillos verdes).

En 1960 fundó en Valencia el estudio de arquitectura GO-DB Arquitectos Asociados con  Juan María Dexeus Beatty, con oficinas en la calle Colón y el estudio en la huerta de El Puig. Una estructura empresarial pionera que siguió los modelos de estudios arquitectónicos estadounidenses. Llegaron a ser cinco socios (con Julio Bellot, José Manuel Herrero y Francisco Pérez Marzá) con 200 empleados, pero en los años 80 cerraron este emblemático estudio debido a la crisis.

Los estudios de El Puig, alejados del entramado urbano, estaban conformados por pabellones conectados entorno a un ágora y un taller experimental. Y del estudio GO-DB salieron muy interesantes proyectos de arquitectura moderna y contemporánea que en gran medida configuran parte de la fisonomía y del paisaje urbano de la ciudad de Valencia.
Por ejemplo el Colegio Guadalaviar, en la esquina de Blasco Ibáñez con la avenida de Aragón, exponente de la arquitectura moderna valenciana y reconocido por varias publicaciones y arquitectos por su elegancia y la utilización de los espacios. Volúmenes conectados que dejan espacio al jardín y liberan el nivel de acceso, materiales constructivos, metales, ladrillo, carpintería…

Otras obras destacadas son el Chalet del ministro Navarro Rubio y la Iglesia de Ntra. Sra. del Loreto en Xàbia que es un referente de la arquitectura religiosa moderna en España. El estudio GO-DB proyectó también varios edificios en la calle Álvaro de Bazán (Edificios Luz), así como también en Primado Reig, El Perellonet (Gola Blanca) y El Saler (Les Gavines) caracterizados por su robustez y el uso de elementos modulares y prefabricados. Anteriormente García-Ordóñez había realizado, en la esquina de Álvaro de Bazán Y Jaume Roig, los edificios Cadahia, caracterizados por sus antepechos sostenidos con montantes verticales metálicos. Martínez García-Ordóñez defendía la descentralización de la ciudad, que vemos aplicado en el complejo comercial Nuevo Centro, realizado en los primeros años de la década de los 80.

Una de las grandes aportaciones de GO-DB fue la construcción de viviendas realizadas con módulos prefabricados, como las ocho viviendas experimentales de Campanar (prototipo de Microlar) o las viviendas sociales de Cabañal, las Virgen del Carmen. Aún así, en su momento estas ideas no tuvieron muy buena acogida.

Ordóñez es el ejemplo perfecto de espíritu de exploración en la disciplina (industrialización, tipologías, pieles prefabricadas…), y todas sus vivencias y trabajos son la muestra de su aportación constante al progreso urbanístico y social.